Noticias
El Secretario de Justicia de los Estados Unidos Eric Holder habla en la Cumbre de Prevención de Fraude de Servicios Médicos en Miami
~ Viernes, 16 de julio de 2010

Buenos días. Es un placer acompañar a la Secretaria Sebelius en darles la bienvenida, y deseo agradecer a cada uno de ustedes por su participación y su asociación. Hoy, estamos lanzando juntos una serie de conversaciones con concentración regional sobre cómo podemos mejorar nuestra lucha nacional contra el fraude de Servicios Médicos.

Para combatir y prevenir estos delitos eficazmente, necesitamos su compromiso. Y confiaremos en sus perspectivas singulares. Me entusiasma la diversidad de perspectivas representada aquí y me alegra ver que funcionarios importantes federales y estatales, líderes del gobierno, agentes de las unidades del orden público federales, estatales y locales, proveedores de Servicios Médicos, así como pacientes del área, médicos, ejecutivos de empresas y cuidadores están participando en los paneles y sesiones de capacitación de hoy.  

Esta cumbre es una oportunidad importante, una posibilidad de aprovechar lo que se conversó y logró durante la primera "Cumbre Nacional sobre el Fraude de Servicios Médicos" que la Secretaria Sebelius y yo congregamos en Washington en enero. Queríamos comenzar esta nueva iniciativa regional aquí en Miami, lugar que - no necesito decírselos a ustedes - se ha convertido, lamentablemente, en la "zona cero" de los ardides de fraude de Servicios Médicos.

En comunidades de toda Florida del Sur, y en todo el país, nuestro sistema de salud está acorralado, explotado por delincuentes que solo quieren forrar sus propios bolsillos a expensas de los contribuyentes, pacientes y aseguradoras privadas estadounidenses. Estos delitos no solo aumentan los costos para todos en nuestro sistema de salud, sino que perjudican la solvencia de largo plazo de nuestros programas esenciales Medicare y Medicaid.

Pero estamos defendiéndonos.

El año pasado logramos dar un paso histórico en esta lucha. En mayo de 2009, el Departamento de Justicia y de Salud y Servicios Humanos lanzaron el Equipo de Prevención de Fraude de Servicios Médicos y Control [Health Care Fraud Prevention and Enforcement Action Team (HEAT)]. A través del HEAT, hemos promovido una colaboración sin precedentes entre nuestras dependencias y nuestros asociados de las unidades del orden público. Hemos asegurado que la lucha contra el fraude de Servicios Médicos tenga prioridad en el ámbito del Gabinete. Y hemos reforzado nuestra capacidad de combatir el fraude de Servicios Médicos a través del uso optimizado de nuestras Unidades de Ataque de Medicare conjuntas.

Este enfoque está funcionando. De hecho, el impacto de HEAT ha sido reconocido por el Presidente Obama, cuya solicitud de presupuesto para el año fiscal 2011 incluye $60 millones de dólares adicionales para ampliar nuestra red de unidades de ataque a ciudades adicionales. Con estos recursos nuevos, y nuestro compromiso continuo para con la colaboración, no tengo dudas de que podremos ampliar los logros de HEAT. Y estos logros son extraordinarios.

El último año fiscal se depositaron aproximadamente $2.5 billones de dólares en el Fondo Fiduciario de Medicare - un aumento de más de $500 billones de dólares con respecto al total del año anterior. También fuimos victoriosos o negociamos más de $1.6 billones de dólares en fallos y acuerdos conciliatorios. La División Criminal del Departamento de Justicia y nuestras Fiscalías Federales abrieron más de 1,000 casos nuevos de fraude de Servicios Médicos y tenían más de 1,600 investigaciones criminales de fraude de Servicios Médicos pendientes. Logramos un número récord de acusación de demandados por fraude de Servicios Médicos, con más de 800 acusaciones formales en casi 500 casos y cerca de 600 condenas. Y la División Civil del Departamento de Justicia abrió casi 900 investigaciones de fraude de Servicios Médicos nuevas y tenía más de 1,100 casos pendientes.

Más temprano hoy, la Secretaria Sebelius y yo anunciamos los resultados de la mayor operación federal contra el fraude de Servicios Médicos en la historia de nuestra nación. Noventa y cuatro personas han sido acusadas de supuesta participación en ardides para presentar más de $251 millones de dólares en reclamos falsos a Medicare. Aquí en Miami, 24 demandados han sido acusados de supuesta participación en ardides fraudulentos por un total de aproximadamente $103 millones de dólares. Hasta esta mañana, 36 individuos habían sido arrestados en todo el país, y siguen adelante las operaciones aquí en Miami y en Baton Rouge, Brooklyn y Detroit. Y castigaremos a los delincuentes con toda la medida de la ley.

Esta operación es parte de una historia de éxito mayor, una historia que comenzó aquí en Miami, donde se lanzó la primera fase de la Unidad Especial en marzo de 2007. Desde entonces, esta iniciativa ha resultado en las acusaciones formales de más de 810 individuos y organizaciones. Se han identificado más de $1.85 billones de dólares en reclamos indebidos presentados a Medicare. Y se han parado una variedad de intentos de fraude de gran escala.

La lección detrás de estos números - y su éxito - es que podemos realizar progresos medibles y significativos en la lucha contra el fraude de Servicios Médicos. Sin embargo, no podemos lograrlo solos. Necesitamos la ayuda de líderes estatales y locales, y el compromiso de todo el ramo de seguros y la comunidad de proveedores de salud.

De eso se trata esta cumbre. La Secretaria Sebelius y yo recibimos su participación con brazos abiertos, y esperamos que sus recomendaciones ayuden a orientar y optimizar la labor crítica de HEAT.

A pesar de todo lo que se ha logrado a lo largo del último año, aun no podemos estar satisfechos o dormirnos sobre nuestros laureles. Y no podemos ignorar el hecho de que el fraude de Servicios Médicos sigue siendo un problema significativo. Hoy, por ejemplo, un número alarmante de estafadores y delincuentes intentan lucrar a través de la falta de información sobre la Ley de Servicios Médicos Accesibles [Affordable Care Act]

Por ello, el mes pasado, la Secretaria Sebelius y yo les escribimos a todos los secretarios de justicia, instándolos a desarrollar campañas de extensión comunitaria para educar a personas mayores de edad y otros beneficiarios de Medicare sobre cómo protegerse y ayudar a evitar los ardides. Cada uno de ustedes puede ser una parte de esto y de otras iniciativas de educación pública. Cada uno de ustedes puede ayudar a asegurar que nuestros logros asociados a la reforma del sistema de salud no sean explotados.

La buena noticia es que la Ley de Servicios Médicos Accesibles provee recursos nuevos e incluye nuevas reglas exigentes y penalidades para ayudar a detener y prevenir el fraude de Servicios Médicos. Seguiremos trabajando enérgicamente con nuestros asociados de las unidades del orden público y del sector privado para asegurar que quienes se dediquen al fraude no puedan usar esta nueva legislación para robarles a los contribuyentes, pacientes, personas de mayor edad y otros ciudadanos estadounidenses vulnerables. Mantendremos informados a los líderes del ramo.

Al hacer nuestra parte en Washington, queremos trabajar estrechamente con ustedes, y con autoridades, funcionarios, líderes y defensores estatales y locales de todo el país, en luchar contra el fraude. Nuestro progreso continuo depende del compromiso que asumamos, de las prioridades que establezcamos y de las asociaciones que ahora creamos.

La presencia de ustedes aquí hoy me brinda gran esperanza sobre lo que podemos lograr juntos. Me complacerá trabajar con todos ustedes.

Y, ahora, doy la palabra a una extraordinaria líder y asociada en esta labor, la Secretaria del Departamento de Salud y Servicios Humanos, mi gran amiga, Kathleen Sebelius.