Sello del Departamento de JusticiaDepartamento de Justicia
PARA DIVULGACIÓN INMEDIATA
Lunes, 6 de abril de 2009
WWW.USDOJ.GOV
ENRD
(202) 514-2007
TDD (202) 514-1888

Empresa naviera se declara culpable y acepta pagar una multa de 2.5 millones de dólares por ocultamiento de contaminación efectuada por una de sus embarcaciones

WASHINGTON – Consultores De Navegación, una empresa española que opera el M/T Nautilus, un buque cisterna oceánico para el transporte de productos químicos, se declaró culpable hoy en el Tribunal Federal de Distrito de Boston y acordó pagar una multa de 2.5 millones de dólares por transgresiones criminales asociadas a la descarga por la borda de desechos de sentina contaminados con petróleo en alta mar, anunció el Departamento de Justicia.

La compañía se declaró culpable de conspiración, falsificación de registros, declaraciones falsas, obstrucción y dos violaciones de la Ley de Prevención de la Contaminación por Buques por dejar de mantener un libro de registro de petróleo preciso. La práctica de manipular y desechar de forma inadecuada los desechos contaminados con petróleo del buque cisterna, según indica la acusación formal, ocurrió, por lo menos, desde junio de 2007 a marzo de 2008.

Como parte de la declaración de culpabilidad, Consultores De Navegación cumplirá tres años de libertad condicional e implementaría un plan integral de cumplimiento ambiental para asegurar que no haya futuras violaciones de la ley. Los cargos contra Iceport Shipping Co., el propietario del buque con sede en Chipre, han sido desestimados. El Juez Federal de Distrito Douglas P. Woodlock programó la lectura de la sentencia para el 30 de junio de 2009.

Operaciones de la sala de máquinas a bordo de grandes barcos oceánicos como el M/T Nautilus generan grandes cantidades de desechos de petróleo y desechos de sentina contaminados con petróleo. Las leyes internacionales y estadounidenses prohíben verter desechos con más de 15 partes por millón de petróleo y sin tratamiento de un separador de agua empetrolada y un equipo de detección de petróleo: un dispositivo obligatorio de prevención de contaminación. La ley federal también exige que los barcos mantengan registros precisos de cada descarga de agua de sentina contaminada con petróleo y que tengan un Libro de Registro de Petróleo disponible para inspección por la Guardia Costera de EE.UU. en las aguas internas de los Estados Unidos.

De acuerdo con el gobierno, entre junio de 2007 y marzo de 2008, ingenieros principales en el M/T Nautilus instruyeron a miembros de la tripulación de la sala de motores subordinados que utilizaran un caño de metal para obviar el separador de agua empetrolada y verter los desechos contaminados con petróleo directamente por la borda. En dos ocasiones en agosto de 2007, Vadym Tumakov, un ucraniano que era en ese momento ingeniero jefe del M/T Nautilus, instruyó que se vertiera por la borda el agua contaminada. Además, en febrero de 2008, Carmelo Oria, un ciudadano español que era, en dicho momento, ingeniero jefe, instruyó la descarga directa por la borda de desechos de las cloacas del buque.

La investigación del gobierno comenzó en marzo de 2008, cuando inspectores de la Guardia Costera de EE.UU. examinaron al M/T Nautilus, al arribar el buque a St. Croix, Islas Vírgenes Estadounidenses, y luego en el Puerto de Boston. Las inspecciones revelaron pruebas de que tripulantes del buque habían manipulado y desechado de manera inadecuada el agua de sentina empetrolada del buque y falsificado entradas en el libro de registro de petróleo oficial de la embarcación para ocultar dichas actividades.

Oria, quien era ingeniero jefe del M/T Nautilus entre enero y marzo de 2008, se declaró culpable el 9 de marzo de 2009, de mantener un libro de registro de petróleo que ocultaba la descarga inadecuada de residuos sin tratar directamente de las sentinas del buque. Vadym Tumakov, ingeniero jefe del M/T Nautilus en agosto de 2007, se declaró culpable de utilizar registros falsificados que ocultaban las descargas inadecuadas del buque de residuos de sentina contaminados con petróleo. La lectura de la sentencia de ambos está programada para el 13 de abril de 2009. Los mismos enfrentan hasta 6 años en prisión, tres años de libertad bajo supervisión y una multa de 250,000 dólares.

Como ingenieros jefe, Oria y Tumakov eran responsables por todas las operaciones de la sala de motores. Los cargos contra Tumakov fueron originalmente presentados en el Distrito de Nueva Jersey, habiendo sido el caso trasladado posteriormente al Distrito de Massachusetts.

"Entidades empresariales y tripulantes individuales que deliberadamente eludan controles ambientales obligatorios y bombeen agua de sentina sin tratar directamente al océano deben prever que serán investigados y enjuiciados. Consultores De Navegación violó la ley y hoy enfrenta las consecuencias", dijo John C. Cruden, Secretario de Justicia Auxiliar Interino de la División de Medio Ambiente y Recursos Naturales del Departamento de Justicia. "Mientras las personas y las empresas marítimas ignoren las leyes ambientales de este país, el Departamento de Justicia seguirá entablando demandas y llevando ante la justicia a los involucrados".

"Permanecemos empeñados en proteger nuestros recursos naturales preciosos, y esperamos que la condena de hoy envíe un mensaje claro a toda la comunidad marítima mundial de que el gobierno investigará y enjuiciará a cualquiera que intente eludir las leyes anti-contaminación de nuestro país", dijo el Fiscal Federal Michael J. Sullivan.

"Se trata de una victoria clara en nuestra labor constante de acabar con la contaminación intencional o negligente y asegurar que los responsables sean llevados ante la justicia", dijo el Contralmirante Dale G. Gabel, Comandante del Primer Distrito de la Guardia Costera en Boston, MA. "La Guardia Costera permanece empeñada en trabajar con el ramo marítimo y asociados de las fuerzas del orden público federales, estatales y locales en proteger los recursos ambientales de nuestra nación".

Este caso fue investigado por el Servicio de Investigación de la Guardia Costera de EE.UU. Estuvieron a cargo de la acusación en el caso la Fiscal Federal Auxiliar Linda M. Ricci de la Unidad de Delitos Económicos de la Fiscalía Federal, el Abogado Litigante Todd Mikolop de la Sección de Delitos Ambientales del Departamento de Justicia, el Fiscal Federal Auxiliar Especial Christopher Jones de la Oficina Legal del Primer Distrito de la Guardia Costera de EE.UU.

###

09-315