busque en este portal
 
 
Noticias
Departamento de Justicia
Oficina de Asuntos Públicos
PARA DIVULGACIÓN INMEDIATA
Martes, 29 de junio de 2010
Pareja de California fue sentenciada por su papel en una golpiza motivada por el odio

WASHINGTON – Hoy, en Sacramento, Calif., el Juez Federal de Distrito John A. Méndez sentenció a una pareja de Fairfield, Calif., por sus papeles en una golpiza en julio de 2007 contra un ciudadano estadounidense originalmente de la India, anunció el Departamento de Justicia. El Juez Méndez sentenció a Joseph Silva, 56, y su esposa, Georgia Silva, 52, a 18 meses en prisión y tres años de libertad bajo supervisión.

En el juicio de marzo de 2010, el jurado oyó que la víctima intentaba disfrutar de la Playa El Dorado en el Lago Tahoe, Calif., cuando los Silvas lo enfrentaron y atacaron. Las pruebas presentadas demostraron que Georgia Silva inicialmente lanzó insultos raciales y étnicos peyorativos contra la víctima y su entonces novia. Cuando la víctima llamó a la policía, Georgia Silva lo atacó, arrojándolo al suelo de un golpe. En el enjuiciamiento, el jurado escuchó una grabación de la llamada efectuada por la víctima a la policía y declaraciones que los Silva realizaban a la víctima.

Después de arrojar a la víctima al suelo de un golpe, y cuando Georgia Silva se encontraba sobre la víctima, su marido pateó a la víctima en la cabeza. El ataque causó fracturas en los huesos del rostro de la víctima y fue transportado en ambulancia a un hospital local. Testigos del incidente relataron que Georgia Silva también insultó e intentó escupir a otro hombre de descendencia india.

"Este caso demuestra que la violencia motivada por el odio no tiene lugar en los Estados Unidos del siglo veintiuno, y que dichos delitos serán enérgicamente enjuiciados y castigados", dijo Thomas E. Pérez, Secretario de Justicia Auxiliar de la División de Derechos Civiles. "Los estadounidenses de todas las razas, colores y grupos étnicos deben sentirse libres para utilizar los parques e instalaciones públicos sin temor a la intimidación y la violencia".

"La violencia motivada por el prejuicio no tiene lugar en nuestra sociedad. Hacer valer enérgicamente las leyes federales contra los delitos motivados por el odio es una de las más altas prioridades del Departamento de Justicia de EE.UU.", señaló Benjamin B. Wagner, Fiscal Federal para el Distrito Este de California. "Protegeremos los derechos de todas las personas de esta comunidad tan diversificada para que puedan aprovechar las instalaciones públicas sin temor a los vendedores de odio y racistas".

El caso fue investigado por el Agente Especial del Buró Federal de Investigaciones [Federal Bureau of Investigation (FBI)] Christopher Campion con la asistencia del Agente Especial Brad J. Bilderback. El Agente Rhett Gan del Departamento de Policía del Sur del Lago Tahoe también asistió en la investigación y atestiguó en el enjuiciamiento.

Estuvieron a cargo de la acusación en el caso la Primera Fiscal Federal Auxiliar Carolyn K. Delaney y los Abogados Litigantes de la División de Derechos Civiles C. Douglas Kern y Michael J. Frank.

10-761
División de Derechos Civiles