News and Press Releases

United States Attorney Benjamin B. Wagner
Eastern District of California

Operación Mercury Destinada A Los Cultivos Agrícolas De Marihuana A Gran Escala En Seis Condados Del Valle Central

FOR IMMEDIATE RELEASE
 

FRESNO, Calif. — Operación Mercury, la primera operación de este tipo, estuvo dirigida al cultivo de marihuana en terrenos agrícolas en el Valle Central, anunciaron hoy el Abogado de los EE.UU. Benjamin B. Wagner, el Agente especial de la DEA a Cargo Anthony D. Williams y la Alguacil del Condado de Fresno Margaret Mims. |

Contrario a las operaciones anteriores dirigidas al cultivo de marihuana en los terrenos públicos, la Operación Mercury se dirigió a los terrenos agrícolas en los condados de Merced, Madera, Kings, Tulare, Kern y Fresno. Desde sus comienzos en marzo de 2012 la Operación Mercury ha resultado en 71 acusados en el foro federal y tres acusados convictos y sentenciados a prisión. Se emitieron sesenta y seis órdenes judiciales de registro cuya ejecución produjo la incautación de 120,598 plantas, 1,509 libras de marihuana procesada, 32 armas de fuego y $4,869 en efectivo.

Los esfuerzos federales y locales combinados de erradicación y cumplimiento de la Operación Mercury han resultado en la incautación general de más de 400,000 plantas de marihuana, primordialmente de terrenos agrícolas; más de 100 armas de fuego; y más de 175 arrestos. Las investigaciones continúan y se espera que los números aumenten.

El Abogado de los EE.UU., Wagner, dijo: “Mucha de la marihuana cultivada en operaciones comerciales grandes en el Valle Central se está enviando a otros estados. Esta oficina, en colaboración con los departamentos de policía locales, continúa con su compromiso firme de hacer cumplir la Ley de Sustancias Controladas y con el cumplimiento enfático de las prohibiciones contra el cultivo y la distribución de marihuana.

“La Operación Mercury se dirigió a cultivos de marihuana a gran escala que operaban en los terrenos agrícolas altamente productivos del Valle Central y resultó en incautaciones significativas y muchos arrestos. Esta operación debe enviar un mensaje claro de que el cultivo y la distribución de marihuana sigue siendo ilegal bajo las leyes federales”, dijo el Agente Especial de la DEA a Cargo, Anthony D. Williams. “El éxito de esta operación no hubiera sido posible sin el apoyo de nuestros colegas de la policía estatal y local en estas comunidades.”

A medida que aumentaron los esfuerzos de cumplimiento de las leyes contra el cultivo de marihuana, ciertos condados del extremo sur del Valle Central evidenciaron un aumento en el cultivo de marihuana en terrenos agrícolas. Durante el 2011 se identificaron más de 110 sitios de cultivo agrícola en el Condado de Fresno y otros 60 sitios se identificaron en el Condado de Madera. En estos sitios se estaban cultivando entre 500 y varios miles de plantas. El Condado de Kern reportó una gran cantidad de cultivos agrícolas con bombas trampas instaladas entre las plantas.

Estos sitios de cultivo trajeron consigo un aumento en el tráfico vehicular, olores fuertes que no dejaban que los vecinos pudieran abrir sus ventanas, guardias armados en torres de vigilancia, confrontaciones entre los cultivadores de marihuana y los agricultores legítimos y docenas de individuos se observaron viviendo en chozas en los campos. También había un aumento correspondiente en los robos a mano armada y la violencia cerca de y en los sitios de cultivo.

El Congreso ha determinado que la marihuana es una droga peligrosa y que la manufactura y distribución de marihuana son delitos graves. El cultivo y la distribución de marihuana son delitos graves según la Ley de Sustancias Controladas federal. También es un delito grave que un propietario alquile o de otro modo permita que esté disponible el lugar para el cultivo o distribución de marihuana. Las violaciones pueden resultar en encarcelamiento y una multa de hasta $500,000 o una multa civil de $250,000 o el doble del recaudo bruto, la cantidad que sea mayor. Además de las multas criminales y civiles, la propiedad usada para cultivar o distribuir la marihuana puede pasar a ser propiedad de los Estados Unidos sin compensación, junto con cualquier recaudo producto de la actividad ilegal.

La Operación la llevaron a cabo agentes federales de la Administración Antidrogas, el Servicio Forestal de los EE.UU., la Oficina de Investigaciones del Departamento de Cumplimiento de Inmigración y Aduanas-Seguridad Nacional (ICE-HSI, por sus siglas en inglés), el Negociado de Administración de Terreno (BLM), Departamento de Pesca y Caza de los EE.UU., agentes especiales del Departamento de Justicia de California, alguaciles del Departamento de Pesca y Caza de California, oficiales de la Guardia Nacional de California y detectives y alguaciles auxiliares de los Departamentos del Alguacil de los Condados de Fresno, Kern, Kings, Madera, Merced y Tulare. El Negociado de Alcohol, Tabaco, Armas de Fuego y Explosivos y la División de Investigaciones Criminales de la Agencia de Protección Ambiental de los EE.UU. también ayudaron en esta operación. Los Abogados Auxiliares de los Estados Unidos  Kevin Rooney, Karen A. Escobar, Laurel Montoya, Kimberly Sanchez, Kathleen Servatius y Elana Landau son los fiscales a cargo de procesar estos casos federales.

####

 

Return to Top