Noticias

Departamento de Justicia
Oficina de Asuntos Públicos

PARA DIVULGACION INMEDIATA
Lunes, 25 de junio de 2018

El Departamento de Justicia Resuelve Denuncias Relacionadas con la Discriminación Presentadas en contra de J.C. Penney

WASHINGTON, D.C. – El Departamento de Justicia anunció hoy que ha llegado a un acuerdo con J.C. Penney Corporation, Inc. («J.C. Penney»). El acuerdo resuelve dos investigaciones: la primera para determinar si J.C. Penney rechazó ilegalmente el documento válido de autorización para trabajar de una residente permanente legal, la segunda para comprobar si J.C. Penney vulneró la ley de Inmigración y Nacionalidad (INA, por sus siglas en inglés) al reverificar de forma ilícita la autorización para trabajar de ciertos trabajadores no ciudadanos estadounidenses por motivos de su estatus de ciudadanía.

La primera investigación del Departamento fue el resultado de una denuncia presentada por una residente permanente legal que alegó que J.C. Penney había vulnerado la disposición antidiscriminatoria de la INA al despedirla en agosto del 2016. La investigación halló que J.C. Penney había rechazado, de manera incorrecta, la tarjeta de residencia permanente en vigor de la trabajadora como prueba de su autorización para trabajar, con base en su estatus de ciudadanía. La segunda investigación halló que J.C. Penney, de forma ilícita, había reverificado la autorización para trabajar de ciertos trabajadores no ciudadanos estadounidenses con base únicamente en su estatus de ciudadanía, aunque aquellos que no eran ciudadanos habían presentado el mismo tipo de documentos válidos de autorización para trabajar que presentaron ciudadanos estadounidenses cuando recién fueron contratados. Asimismo, el Departamento descubrió que J.C. Penney había solicitado ilegalmente, documentos migratorios específicos de ciertos trabajadores durante el proceso de reverificación de su autorización para trabajar por motivos de su estatus migratorio. Entre otras cosas, la INA prohíbe que los empleadores: (1) rechacen documentos válidos de autorización para trabajar; (2) limiten los documentos entre los que un trabajador puede escoger para fines relacionados con la verificación o reverificación para el empleo; y (3) sometan a empleados a solicitudes de documentos diferentes o innecesarias, con base en la ciudadanía, estatus migratorio o nacionalidad de origen del empleado.

Conforme los términos del acuerdo, J.C. Penney pagará sanciones civiles a los Estados Unidos que ascienden a $14.430, dará $11.177,60 en pagos retroactivos a la trabajadora que presentó la denuncia, capacitará a su personal general y el de la oficina corporativa, publicará avisos para informar a los trabajadores acerca de sus derechos y se someterá a los requisitos de supervisión y declaración del Departamento.

«Los empleadores no deben imponer cargas discriminatorias e ilícitas en sus empleados por motivos de su estatus migratorio o de ciudadanía durante el proceso de reverificación», declaró John Gore, el Fiscal General Auxiliar en funciones. «Es esencial que todo empleador capacite correctamente a sus empleados en cuanto a los procedimientos correctos para el Formulario I-9, tanto en la contratación inicial como en la reverificación. Estoy muy contento que J.C. Penney haya acordado someterse a tal capacitación».

La Sección de Derechos de Inmigrantes y Empleados (IER, por sus siglas en inglés), que anteriormente se conocía como la Oficina del Consejero Especial para Prácticas Injustas en el Empleo Relacionadas a Inmigración, que pertenece a la División, es responsable de aplicar la disposición antidiscriminatoria de la INA. Entre otras cosas, esta ley prohíbe la discriminación por motivos de estatus de ciudadanía o nacionalidad de origen en los procesos de contratación, despido o reclutamiento o recomendación por comisión; prácticas documentales injustas; y represalias y la intimidación.

Para más información sobre protecciones contra la discriminación en el empleo en virtud de las leyes migratorias, llame a la línea directa de la IER para trabajadores al 1‑800‑255-7688 (1‑800-237-2515, TTY para personas con discapacidades auditivas); llame a la línea directa de la IER para empleadores al 1-800-255-8155 (1-800-237-2515, TTY para personas con discapacidades auditivas); inscríbase a un seminario en línea gratuito; mande un correo electrónico a IER@usdoj.gov o visite la página web de la IER en inglés o español.  

Aquellos postulantes o empleados que creen haber sido sometidos a otros requisitos documentales por motivos de su nacionalidad de origen o su estatus migratorio o de ciudadanía en los procesos de contratación, despido o reclutamiento o recomendación por comisión deben llamar a la línea directa de la IER para trabajadores para pedir ayuda.

Número de comunicado de prensa: 
18-836
Actualizado 27 de junio de 2018