You are here

Noticias

Departamento de Justicia
U.S. Attorney’s Office
Eastern District of California

PARA DIVULGACION INMEDIATA
Martes, 8 de noviembre de 2016

“Coyote” se Declara Culpable de Conspiración para Estafar a Inmigrantes que Buscaban Ingresar a EE.UU. y a Sus Parientes en Estados Unidos

FRESNO, California. —Un hombre que anteriormente se hacía pasar por traficante de inmigrantes (conocido también como “coyote”) se declaró culpable en el día de hoy de perpetrar un complot que buscaba privar de la libertad a ciudadanos mexicanos que buscaban ingresar a EE.UU. sin contar con la documentación necesaria, y retenerlos a fin de obligar a sus parientes que ya eran residentes en EE.UU. a que pagaran dinero a cambio de su liberación, tal como lo anunciara el Fiscal (encargado) de Estados Unidos, Phillip A. Talbert.

Martin Carranza Sánchez, de 45 años de edad y oriundo de México, se declaró culpable en el día de hoy de conspirar para cometer estafa por vía telefónica. De acuerdo con su convenio declaratorio, entre enero de 2010 y el 21 de enero de 2016, Carranza Sánchez se hacía pasar por traficante de inmigrantes indocumentados y prometía de manera falsa que entregaría a los inmigrantes en Estados Unidos luego de que le pagaran una suma de dinero. Carranza Sánchez les ordenaba a los residentes en EE.UU. que enviaran el dinero mediante transferencia electrónica a varias cuentas bancarias ubicadas en el Distrito Este de California, dineros que él y sus cómplices recogían en última instancia.

Según documentos radicados en el tribunal, Carranza Sánchez les indicaba a los inmigrantes que se dirigieran a cierto lugar en México en donde sus cómplices los agarraban y detenían en contra de su voluntad, con el fin de lograr que se les pagara. Los cómplices llamaban por teléfono a los residentes en EE.UU., informándoles que los inmigrantes serían entregados pronto en Estados Unidos, o que ya habían logrado cruzar la frontera con éxito, indicándoles a los residentes en EE.UU. que efectuaran la transferencia electrónica del pago. En múltiples ocasiones, Carranza Sánchez y sus cómplices amenazaron con causarles daño físico a los inmigrantes a menos que los residentes en EE.UU. pagaran de forma inmediata.

De acuerdo con el convenio declaratorio, Carranza Sánchez nunca tuvo la intención de facilitarles a estos inmigrantes su ingreso a Estados Unidos sin ser detectados. En muchos casos, una vez que los parientes hubiesen transferido la suma requerida, Carranza Sánchez les indicaba a los inmigrantes que cruzaran la frontera y la Patrulla Fronteriza de Estados Unidos los aprehendía de inmediato.

La investigación dio cuenta de que Carranza Sánchez y sus cómplices estafaron a los residentes de EE.UU. en cuantía de unos $95.000 dólares como resultado de su complot. El convenio declaratorio le obliga a restituirles a las víctimas de su delito esa misma suma de dinero.

Este caso es el resultado de una investigación llevada a cabo por la sección de investigaciones del Departamento de Seguridad Interna (HSI, por sus siglas en inglés) adscrita al Departamento de Inmigración y Aduanas de EE.UU. (ICE, por sus siglas en inglés). La Fiscal Auxiliar de Estados Unidos Angela L. Scott es quien adelanta el caso.

Se ha programado la imposición de la condena a Carranza Sánchez para el 6 de febrero de 2017 a las 10:00 a.m. por parte del Juez de Distrito de EE.UU. Dale A. Drozd. Carranza Sánchez se enfrenta a una pena máxima por ley de 20 años de prisión. Sin embargo, la condena final será determinada a juicio del tribunal luego de tomar en cuenta algunos de los factores estatutarios, así como las Pautas Condenatorias Federales, las cuales toman en cuenta varios.

Topic(s): 
Immigration
Actualizado 8 de noviembre de 2016