Noticias

El Secretario de Justicia de los Estados Unidos Eric Holder realiza una conferencia de prensa sobre la formulación de cargos asociada a Al-Shabaab
Washington, DC
United States
~
05/08/2010

Buenos días.

  

Hoy, el Departamento reveló cuatro formulaciones de cargos separadas de violaciones terroristas contra 14 individuos por proveer dinero, personal y servicios a al-Shabaab - un grupo terrorista que opera en Somalia y está vinculado a al-Qaeda.  Dos de esos individuos han sido arrestados.

 

Estas formulaciones de cargos y arrestos - en Minnesota, Alabama y California - esclarecen aún más un itinerario letal de fondos y combatientes en dirección a al-Shabaab desde varias ciudades de los Estados Unidos.

 

Se revelaron cargos formulados en Minnesota contra 10 hombres por delitos de terrorismo, por dejar los Estados Unidos para unirse a al-Shabaab como combatientes extranjeros.  Siete de estos demandados habían sido acusados anteriormente, ya sea a través de una acusación formal o de una denuncia criminal.  Los otros tres demandados no habían sido acusados anteriormente.

 

Solo en el Distrito de Minnesota, se han formulado cargos contra un total de 19 demandados en conexión con esta investigación.  Nueve de estos demandados han sido arrestados en los Estados Unidos o en el extranjero y cinco de ellos se han declarado culpables.  Diez de los demandados acusados no han sido arrestados y se cree que se encuentran en el exterior.

 

Asimismo, dos ciudadanos estadounidenses y ex residentes de Alabama y California – Omar Shafik Hammami and Jehad Serwan Mostafa – han sido acusados en casos separados de proveer apoyo material a al-Shabaab.  Se cree que ambos se encuentran en Somalia combatiendo en nombre de al-Shabaab.

 

De acuerdo con informes públicos, Hammami ha aparecido en varios videos de propaganda de al-Shabaab que fueron distribuidos por todo el mundo, y se cree que es un miembro jerárquico de la organización al-Shabaab con responsabilidades operativas.

 

Finalmente, Amina Farah Ali y Hawo Mohamed Hassan – ambas ciudadanas estadounidenses naturalizadas y residentes de Minnesota – fueron arrestadas hoy por agentes del Buró Federal de Investigaciones [Federal Bureau of Investigation (FBI)].  Han sido acusadas de proveer apoyo material a terroristas, entre otros delitos.  

 

La acusación formal alega que estas dos mujeres recaudaron fondos para al-Shabaab por medio de pedidos puerta a puerta y teleconferencias en comunidades somalíes en Minneapolis, Rochester y otras localidades de los Estados Unidos y Canadá.  En algunos casos, se recaudaron estos fondos bajo el falso pretexto de que serían utilizados para ayudar a los pobres y necesitados.

 

Mientras continúan nuestras investigaciones en todo el país, estos arrestos y cargos deben servir de advertencia inequívoca a otras personas que consideren unirse o brindar apoyo a grupos terroristas como al-Shabaab: si eliges este camino, puedes esperar encontrarte en una celda en una prisión estadounidense, o ser una baja en el campo de batalla en Somalia.

 

Como demuestran los cargos revelados hoy, nos encontramos con cada vez más personas - incluidos ciudadanos estadounidenses - que han sido cautivadas por ideologías extremistas y han tomado pasos para llevar a cabo objetivos terroristas, ya sea en el país o en el exterior.   

 

Es una tendencia perturbadora que hemos estado investigando en años recientes y que seguiremos investigando y arrancaremos de raíz.  Pero también debemos trabajar para evitar que este tipo de radicalización eche raíces.

 

Los miembros de la comunidad musulmana-estadounidense han sido - y siguen siendo - fuertes asociados en la lucha contra esta amenaza emergente.  Han denunciado actos terroristas y a quienes los cometen regularmente.  Y han brindado asistencia crítica a las fuerzas del orden público en ayudar a desmantelar complots terroristas y combatir el fanatismo.

 

Estas personas han expresado constantemente - y correctamente - gran preocupación con respecto al reclutamiento de sus jóvenes por grupos terroristas.   Muchos miembros de la comunidad han tomado pasos proactivos para detener el reclutamiento de sus jóvenes por grupos terroristas.  Recientemente, un grupo de prominentes musulmanes estadounidenses se unieron en un video para repudiar las tácticas empleadas por militantes extremistas para reclutar a jóvenes musulmanes a través del Internet.

 

Necesita haber mayor reconocimiento de estos esfuerzos y de las pérdidas sufridas en la comunidad musulmana aquí y en todo el mundo.  Muchas de las víctimas de los ataques terroristas cometidos por al-Shabaab, al-Qaeda, el Talibán y otros grupos terroristas son musulmanes inocentes.

 

Deseo aplaudir el trabajo fantástico realizado por las Unidades Especiales Conjuntas contra el Terrorismo del Buró Federal de Investigaciones [Federal Bureau of Investigation (FBI)] en Minneapolis, San Diego y Mobile, Alabama, por su labor en estos casos.  También deseo agradecer a la KLPD Holandesa, el Ministerio de Justicia de Holanda, la Oficina de Asuntos Internacionales del Departamento de Justicia, el Departamento de Estado, incluidas las embajadas estadounidenses en los Emiratos Árabes Unidos y Yemen y La Haya en Holanda, y el Departamento de Defensa por su asistencia en los casos de Minneapolis, en particular.

 

Estas acusaciones formales y arrestos no hubieran sido posibles sin los aportes esenciales de la División de Seguridad Nacional encabezada por el Secretario de Justicia Auxiliar David Kris y las Fiscalías Federales en Minnesota, el Distrito Sur de Alabama y el Distrito Sur de California - todos los cuales están representados aquí en el escenario conmigo.

 

Ahora, le doy la palabra al Director Auxiliar Ejecutivo del FBI – Sean Joyce.