You are here

Noticias

Departamento de Justicia
U.S. Attorney’s Office
Eastern District of New York

PARA DIVULGACION INMEDIATA
Jueves, 5 de mayo de 2022

Líder del Violento "Clan del Golfo" Organización Narcotraficante Mutibillonaria Extraditado de Colombia para Enfrentarse a Una Acusación Formal Federal

"Otoniel" Supuestamente Manejaba una Organización Paramilitar, uno de los Mayores Distribuidores de Cocaína en el Mundo, y Ordenó Actos de Violencia Sin Piedad Contra Poblaciones Civiles y las Autoridades de Órden Público

Dairo Antonio Úsuga David, conocido bajo varios aliases incluyendo "Otoniel" fue extraditado esta mañana a los Estados Unidos desde Colombia para enfrentar cargos imputados en el Distrito Este de Nueva York, de ser el líder de una empresa criminal continuada, y de participar en una conspiración internacional en la fabricación y distribución de cocaína dado su posición como jefe de una organización narcotraficante paramilitar y multibillonaria conocida como el "Clan del Golfo" (CDG). El 23 de octubre, 2021, Úsuga David fue capturado en la selva de Colombia después un operativo enorme para su captura por parte de personal de las fuerzas militares, y de orden público de Colombia. Se prevé que el acusado sea instruído formalmente de los cargos imputados en su contra esta tarde ante la Jueza Magistrada Federal Vera M. Scanlon.

“El Departamento de Justicia trabajará incansablemente junto con nuestros socios internacionales para desmantelar las organizaciones narcotraficantes más violentas y extensas y responsabilizar a quienes las dirigen,” dijo el Fiscal General Garland. “Esta extradición es un paso importante para hacer justicia a las comunidades más perjudicadas por el narcotráfico mortal y es parte de nuestros esfuerzos más amplios para proteger a nuestro país de los delitos violentos.”      

Según la acusación formal, entre junio de 2003 y octubre de 2021, Úsuga David era el líder de una empresa criminal continuada responsable por exportar cargamentos de cocaína de múltiples toneladas desde Colombia a México y a Centroamérica para su importación final a los Estados Unidos. Además, Úsuga David participó en una conspiración internacional para fabricar y distribuir la cocaína, a sabiendas y con la intención de que las drogas fuesen importadas ilegalmente dentro de los Estados Unidos. Si resultase condenado por todos los cargos imputados en su contra, Úsuga David enfrenta una condena mínima obligatoria de 20 años de encarcelamiento, y un máximo estatutorio de cadena perpetua.

Breon Peace, Fiscal Federal para el Distrito Este de Nueva York, Merrick B. Garland Fiscal General de los Estados Unidos, Anne Milgram, Directora, Agencia Antidrogas de los Estados Unidos, (la DEA), Ricky J. Patel, Agente Especial Encargado en Funciones, Investigaciones de Seguridad Interna del País (HSI), Michael J. Driscoll, Director Adjunto Encargado, Oficina Federal de Investigaciones, Oficina de Nueva York, (FBI), Keechant L. Sewell, Comisaria, Departamento de la Policía de la Ciudad de Nueva York, (NYPD), y Kevin P. Bruen, Superintendente, Policía Estatal de Nueva York (NYSP), anunciaron los cargos imputados en la extradición.

"El acusado era el líder del Clan del Golfo, la organización paramilitar y narcotraficante más poderosa en Colombia durante este siglo, responsable por importar cocaína valorada en múltiples billones de dólares dentro de los Estados Unidos, contribuyendo a la violencia, el consumo y abuso de drogas, y comprometiendo la calidad de vida en cada comunidad impactada por sus envíos de cocaína desde Colombia hasta aquí en el Distrito Este de Nueva York", dijo el Fiscal Federal Peace. "Nos hemos comprometido a buscar la verdad sobre los delitos de Úsuga David y los que le ayudaron, asegurando que ellos enfrenten las consecuencias, y a recuperar sus ganancias ilícitas para devolverlas a las víctimas y a sus familias. No sólo la gente en este país han sido víctimas de Úsuga David y el Clan del Golfo, el pueblo colombiano ha sufrido demasiado por su culpa, han perdido seres queridos desde civiles inocentes a personal de las fuerzas de orden público, confinados como prisioneros dentro de sus casas, y sobrecogidos por el miedo por la violencia en todos lados. Los Estados Unidos sigue comprometido a cooperar con nuestros socios internacionales para desmantelar las organizaciones criminales transnacionales como el Clan del Golfo y frenar la marea de la destrucción causada por su producto letal y sus métodos violentos para llevar a cabo sus negocios.”

El Fiscal Peace ofreció su agradecimiento a las Oficinas de las Fiscalías Federales para el Distrito Sur de Florida, el Distrito Medio de Florida, el Distrito Este de Texas y el Distrito Sur de Nueva York, y la Oficina de Asuntos Internacionales del Departamento de Justicia y la Sección Contra Estupefacientes y Drogas Peligrosas de la División Criminal (NDDS), los Agregados Judiciales en Bogotá, Colombia, Abogados Litigantes de NDDS SOD, el Servicio de los Marshals Federales de los Estados Unidos, el Departamento de la Policía de la Autoridad Portuaria, y al Presidente de Colombia, la Oficina de la Procuraduría General de Colombia, la Policía Nacional de Colombia, el Ministerio de Defensa Nacional de Colombia, el Ministerio de Justicia de Colombia, y el Ministerio de Asuntos Exteriores de Colombia, por su ayuda en la investigación, captura y extradición del acusado. 

"Este caso hoy envía un mensaje claro a los líderes de los carteles de drogas en todo el mundo - que la DEA no se detiene ante nada para investigar y desmantelar las redes criminales que amenazan la seguridad y la salud del pueblo americano" declaró la Directora de la DEA Milgram. "La DEA lleva casi 20 años investigando a Otoniel, uno de los narcotraficantes más violentos y prolíficos del mundo. Bajo su liderazgo el Clan del Golfo dejó aterrorizado al pueblo colombiano, y despachó cantidades masivas de cocaína a los Estados Unidos. Felicito a los hombres y a las mujeres de la DEA por sus muchos años de trabajo excepcional que culminó en esta extradición hoy."

“El arresto y extradición de Darío Antonio Usuga David, también conocido como ‘Otoniel’, les envía un mensaje claro a los cabecillas narcotraficantes alrededor del mundo: El orden público de Estados Unidos los rastreará y los llevará ante la justicia, independientemente de las medidas que tomen para evadir captura", dijo el agente especial encargado interino de la Oficina de Investigaciones de Seguridad Nacional, Patel. "Se alega que Otoniel controla el Clan del Golfo (CDG, por sus siglas en inglés), un notorio cartel narcotraficante colombiano responsable de la exportación de envíos de múltiples toneladas de cocaína desde Colombia y la pérdida de un sinnúmero de vidas alrededor del mundo. HSI continúa dedicándose a la desestabilización y desarticulación de organizaciones criminales transnacionales que buscan lucrarse del tráfico ilícito de narcóticos —y la extradición de hoy es un ejemplo de la cooperación inquebrantable entre HSI y nuestros socios del orden público.”

"Úsuga David era el líder de uno de los más poderosos y se puede decir una de las más violentas organizaciones paramilitares en el mundo. Alegamos que su cocaína a menudo acababa a menudo aquí en los barrios en los Estados Unidos. Sin embargo, su suerte cambió el año pasado después de que fue capturado por las fuerzas colombianas militares y de orden público. Úsuga David ahora esta mañana enfrenta su nuevo destino esta vez en el sistema de justicia penal americano, donde será obligado a responder por sus delitos" dijo el Director Adjunto Encargado Driscoll.

"Los cargos imputados hoy afirman el compromiso constante del Departamento de la Policía de la Ciudad de Nueva York de erradicar las drogas ilegales de nuestra ciudad", dijo la Comisaria Sewell. "No importa dónde o cómo este veneno se venda, nosotros estamos unidos con nuestros socios locales, estatales, federales e internacionales para el cumplimiento de las leyes en la lucha contra los narcotraficantes violentos. Teniendo eso presente damos las gracias y felicitamos al Distrito Este de Nueva York, la Administración Federal Antidrogas de los Estados Unidos, las Investigaciones Sobre Seguridad Interna del País, la Oficina Federal de Investigaciones, y a todos los demás involucrados en este caso por su trabajo excepcional."

"Doy la enhorabuena y felicito a nuestros socios por la investigación que llevó a la extradición y acusación formal contra el líder de una organización narcotraficante internacional importante. Este caso subraya nuestro compromiso de perseguir a los miembros de las organizaciones violentas que se enriquecen del tráfico de drogas ilegales, peligrosas, a los Estados Unidos y a otros países por todo el mundo," dijo el NYSP Superintendente Bruen.

El Clan del Golfo

Según los expedientes en la Corte, entre 2012 y hasta su captura por las fuerzas de orden público y militares colombianos el 23 de octubre, 2021, Úsuga David era el líder supremo del CDG.

El CDG es una de las organizaciones criminales más violentas y poderosas en Colombia, y uno de los mayores distribuidores de cocaína en el mundo. Con hasta 6,000 miembros, el CDG ejerce control militar sobre cantidades enormes de territorio en la región de Urabá en Antioquia, Colombia, una de las zonas narcotraficantes que genera más ganancias dentro de Colombia dada su proximidad a la frontera entre Colombia-Panamá y las costas Caribeñas y del Pacífico. Vestidos de uniformes militares, los miembros del CDG emplean tácticas y armas militares para reforzar su poder e incitar las guerras y la violencia contra narcotraficantes rivales, organizaciones paramilitares, y las autoridades de orden público en Colombia que amenazan el control del CDG.

El CDG paga la mayoría de sus operaciones con el narcotráfico. Entre otras cosas, impone un "impuesto" a cualesquiera narcotraficantes que operan en el territorio bajo su control, cobrando tarifas por cada kilogramo de cocaína fabricada, guardada, o transportada a través de áreas controladas por la organización. El CDG también exporta cocaína directamente, y coordina la producción, compra y traslado de cargamentos semanales o quincenales de cocaína desde Colombia a Centroamérica y México para su importación final a los Estados Unidos.

El volumen de las drogas exportadas por el CDG bajo el liderazgo de Úsuga David se muestra con las múltiples incautaciones vinculadas a la organización. Por ejemplo:

  • El 12 de abril, 2021, aproximadamente 1,365 kilogramos (aproximadamente 1.5 toneladas) de cocaína fueron incautados de dos barcos fuera de las costas de Panamá:
  • El 14 de abril, 2021, aproximadamente 2,609 kilogramos (aproximadamente 2.9 toneladas) de cocaína fueron incautados de una lancha rápida fuera de la costa de Panamá, y
  • El 18 de julio, 2021, aproximadamente 5,463 kilogramos (aproximadamente 6 toneladas) de cocaína fueron incautados de un barco dentro de la región selvática en Colombia.

Para mantener control sobre el territorio del CDG, Úsuga David y el CDG empleaba un verdadero ejército de "sicarios" o pistoleros, que llevaban a cabo actos de violencia, incluyendo homicidios, agresiones, secuestros, torturas y asesinatos contra los competidores y los declarados traidores a la organización, además de los miembros de sus familias. Con frecuencia el CDG asesinaba y agredía a oficiales de las fuerzas colombianas de orden público, personal de las fuerzas militares colombianas, narcotraficantes rivales y paramilitares, testigos potenciales, y poblaciones civiles. Úsuga David y el CDG utilizaban la violencia para promover y ampliar el prestigio, la fama y la posición del CDG con respeto a organizaciones criminales rivales: preservar, proteger y aumentar el poder y el territorio del CDG: suministrar fondos para las operaciones del CDG y enriquecer a sus líderes a través del cobro de deudas por drogas: mantener la disciplina entre sus miembros y asociados: y proteger a los miembros del CDG de la captura y procesamiento penal al silenciar a testigos potenciales y tomando represalias contra las autoridades de orden público y contra los que ayudaban a las autoridades.

La capacidad increíble del CDG para la violencia se muestra con las múltiples incautaciones de armas de fuego vinculadas a la organización. Por ejemplo:

  • El 24 de enero, 2021, armas vinculadas al CDG fueron incautadas en Medellín, Colombia, incluyendo 15 granadas propulsadas por cohetes, seis fusiles Galil, dos fusiles M4, un fusil AK-47, un fusil Remington, 10 cargadores de fusiles, y más de 1.000 cartuchos de municiones de varios calibres.
  • El 30 de enero, 2021, otro alijo de armas vinculadas al CDG fue incautado en Medellín, Colombia, incluyendo cinco fusiles, 10 pistolas, un revólver, un silenciador de pistola, y más de 670 cartuchos de municiones de varios calibres: y
  • El 28 de julio, 2021, armas adicionales vinculadas al CDG fueron incautadas en Medellín, Colombia, incluyendo cinco lanzagranadas, 31 fusiles, 10 pistolas semi-automáticas, cinco revólveres, 30 cargadores de fusiles, y 55 cartuchos de municiones de varios calibres.

La Conducta del Acusado

Úsuga David actuó como líder de alto nivel dentro del CDG desde su inicio, y era su líder principal durante los últimos 10 años. Durante su presunto reinado, Úsuga David supervisaba todas las actividades del CDG y daba directrices a sus miembros para participar en múltiples actos criminales, incluyendo actos de violencia, "huelgas" organizadas o cierres de todas las actividades comerciales y movimientos de poblaciones civiles dentro de regiones designadas de Colombia, represalias contra las autoridades de orden público y testigos potenciales,  ejercicio de control sobre las instalaciones que fabricaban las drogas, las rutas del narcotráfico, y la exportación de cocaína en cantidades de múltiples toneladas.

Úsuga David asumío el poder y el control territorial sobre territorios enormes de la costa colombiana, y personalmente daba directrices a miembros del CDG para cometer actos de violencia para reforzar ese poder. Esto incluía violencia contra la población civil. Por ejemplo, a principios de 2012, después de la muerte del hermano de Úsuga, Juan de Dios Úsuga David (también conocido como "Giovanni"), en una redada de la Policía, Úsuga David ordenó que un cierre o "huelga" se impusiera sobre los pueblos y las comunidades dentro del control del CDG. Durante la huelga, miembros del CDG dieron órdenes a todos los negocios que se mantuvieran cerrados, y que los residentes se quedasen en sus casas. Durante varios días, las calles seguían vacías, mientras Úsuga David dio órdenes a los miembros del CDG que ejecutasen a aquéllos que no acataban a sus órdenes.

Úsuga David también personalmente dió órdenes a miembros del CDG para cometer asesinatos de individuos específicos en docenas de ocasiones, incluyendo los asesinatos de narcotraficantes rivales y miembros del CDG que le traicionaron a él o a la organización. Por ejemplo, Úsuga David ordenó el asesinato de múltiples individuos que trabajaban para una organización narcotraficante rival, liderada por Daniel Barrera Barrera. Úsuga David también ordenó la tortura y asesinato de un miembro del CDG que dio información a la organización de Barrera. Ese individuo después fue torturado, enterrado vivo, desenterrado y decapitado después de muerto.

Encima de todo eso, Úsuga David solía con frecuencia ordenar a miembros del CDG a emplear la violencia, la intimidación y el asesinato para disuadir a las autoridades de orden público de cumplir con sus cometidos y para silenciar a testigos potenciales. Por ejemplo, bajo órdenes de Úsuga David el CDG llevaba a cabo campañas organizadas, conocidas como el "Plan Pistolas" para asesinar a miembros de las autoridades de orden público y personal militar utilizando armas de calidad militar, para el asesinato de Policías Colombianos y personal militar para intimidar a las autoridades de orden público y así evitar que intentasen capturarle o interferir en los negocios del CDG. La organización de Úsuga David llevó a cabo varios intentos de asesinato de individuos que se creía estaban cooperando con las autoridades. Por ejemplo, miembros del CDG intentaron envenenar a un testigo con cianuro mientras estaba encarcelado en el extranjero, e intentaron asesinar al abogado del testigo.

Úsuga David también estaba muy involucrado en las actividades de drogas que producían los fondos para el CDG y reforzaban su poder. Supuestamente él supervisaba las exportaciones del narcotráfico del CDG y manejaba una red de "cobradores de deudas" cuyo trabajo era asegurar el cumplimiento y cobro de los impuestos pagados por las organizaciones narcotraficantes que operaban en regiones controladas por el CDG. Además, Úsuga David controlaba instalaciones para la fabricación de la cocaína y utilizaba la amplia red de distribución del CDG para exportar la cocaína de manera independiente para su propia ganancia personal.

La Captura y Extradición del Acusado

Durante años, Úsuga David evadía la captura moviéndose periódicamente a través de una red de casas de seguridad rurales y evitando el uso de un teléfono celular, apoyándose en correos humanos para la comunicación. Úsuga David fue capturado el 23 de octubre, 2021, en un escondite rural en la Provincia de Antioquia, Colombia, cerca de la frontera entre Colombia y Panamá, después de un operativo por parte de personal de Colombia militar y de las fuerzas de orden público utilizando 500 soldados y 22 helicópteros.

La extradición de Úsuga David forma parte de una investigación de los Grupos de Trabajo para el Cumplimiento de la Leyes Contra el Crimen Organizado del Narcotráfico (OCDETF). OCDETF identifica, interrumpe y desmantela a los narcotraficantes de alto nivel, los lavadores de dinero, pandillas, y organizaciones criminales transnacionales que son una amenaza para los Estados Unidos, utilizando un enfoque encabezado por Fiscales, apoyado por los servicios de inteligencia, empleando múltiples agencias que aprovechan los puntos fuertes de las agencias de orden público Federales, Estatales y Locales contra las redes criminales.

Los cargos imputados en la Acusación Formal son alegaciones, y el acusado tiene la presunción de inocencia hasta que se demuestre su culpabilidad. Si es condenado, el acusado enfrenta una condena máxima de cadena perpetua.

La causa del Gobierno está en manos de la Sección en la Oficina encargada de Estupefacientes y Lavado de Dinero Internacionales. Los Fiscales Federales Adjuntos Francisco J. Navarro, Gillian A. Kassner, y Tara B. McGrath están encargados del proceso con la ayuda de la Paralegal Especialista Sophia Cronin.

El Acusado:

DAÍRO ANTONIO ÚSUGA DAVID (también conocido como "Otoniel", "Mao", "Gallo", y Mauricio-Gallo")
Edad:  50
Antioquia, Colmbia

E.D.N.Y. Docket No. 14-CR-625 (S-4)(DLI)

Topic(s): 
Drug Trafficking
Contact: 
John Marzulli Danielle Blustein Hass United States Attorney’s Office (718) 254-6323
Actualizado 5 de mayo de 2022